Propósito y filosofía

La UBIS fue fundada en 1999 con el fin de ayudar a los estudiantes de todo el mundo a estudiar juntos El libro de Urantia con la comodidad, las ventajas y la seguridad de una clase virtual. Los cursos se dan en grupos reducidos bajo la guía de un facilitador experimentado y se emplea la técnica de preguntas y respuestas. Las respuestas a las preguntas se convierten en el punto de partida de las conversaciones posteriores.

La escuela se ha diseñado para ayudar a los estudiantes a:

•                     Mejorar su comprensión de los conceptos complejos.
•                     Expandir la comprensión profundizando en las enseñanzas.
•                     Aprender a trabajar en equipo compartiendo ideas con los compañeros.
•                     Ganar la experiencia de presentar y compartir las enseñanzas del libro.

Nuestra «Luz guía»

El propósito de la UBIS es proporcionar herramientas para ayudar a los estudiantes a experimentar de primera mano las enseñanzas de El libro de Urantia y a promover, mejorar y ampliar la comprensión del material por parte de los estudiantes a través de un método de enseñanza no interpretativo. La UBIS se esfuerza por dar forma al enfoque jesusiano de la educación y tiene también el propósito adicional de servir como vehículo eficaz para la formación de futuros instructores. 

Todo el plan ascendente de la progresión de los mortales está caracterizado por la práctica de transmitir a otros seres las nuevas verdades y experiencias tan pronto como se han adquirido. Os abrís camino a través de la larga escuela que conduce a alcanzar el Paraíso sirviendo como maestros a aquellos alumnos que se encuentran inmediatamente detrás de vosotros en la escala de la progresión.  [339.6; 30:3.9]

 

Nuestro método de enseñanza

Puesto que la revelación se presentó en forma escrita, todo el mundo puede tener su propia experiencia con el texto. La escuela virtual proporciona las  herramientas para ayudar a que todos los estudiantes experimenten las enseñanzas de manera directa y a promover, mejorar y ampliar su comprensión del texto mediante una pedagogía no interpretativa, no invasiva y no agresiva.

[S]abemos que un fragmento de Dios vive en la mente humana y que el Espíritu de la Verdad reside con el alma humana; y sabemos también que estas fuerzas espirituales conspiran para permitir que el hombre material capte la realidad de los valores espirituales y comprenda la filosofía de los significados universales. Pero sabemos incluso con mayor seguridad que estos espíritus de la Presencia Divina son capaces de ayudar al hombre para que se apropie espiritualmente de toda verdad que contribuya a realzar la realidad siempre en progreso de la experiencia religiosa personal — la conciencia de Dios. [17.2; 0:12.13]

  


Última modificación: miércoles, 19 de septiembre de 2018, 01:07